martes, 21 de enero de 2014

Tutorial funda de libreta

Hola guap@s. ¿Qué tal estáis? 

Esta semana os traigo un regalito, un tutorial para todas aquellas que todavía no se han atrevido a hacer su propia funda de libreta, agenda, libro, etc. Como en todo, encontraréis muchas técnicas diferentes en internet, pero yo hoy me voy a centrar en una de ellas, la que siempre utilizo yo, que no es la más simple, pero diría que sí la más cómoda y rápida, pues se hace todo a máquina y el acabado, al menos para mi punto de vista, es más profesional. Yo he hecho un modelo sencillo sin adornos ni florituras apto para cualquier principiante. La idea es que, una vez aprendida la técnica, cada una pueda desarrollarla a su gusto. ¿Preparadas? Pues empezamos.


En primer lugar tenemos que medir nuestra libreta abierta sobre la base de corte para saber el alto y el ancho. Y esto es muy importante porque aunque sepamos que se trata, por ejemplo, de un A5, las anillas pueden ser más o menos grandes y por lo tanto, pueden afectar directamente a la medida final de nuestra funda. Lo mejor es, como digo, tomar las medidas de nuestra libreta abierta sobre la base de corte, y para mayor seguridad, realizar luego una segunda comprobación midiendo con un metro de punta a punta de las solapas. Pensad que si cortamos un poquito grande podremos ajustar luego el trozo de tela, pero si hacemos corto, eso no tiene arreglo, así que es fundamental tomar muy bien las medidas. Si necesitáis convertir entre cm y pulgadas debéis saber que 1"=2'54 cm. 


Bien, una vez tenemos claro el alto y el ancho del objeto que vayamos a forrar hemos de definir la medida de corte, para lo cual añadiremos una pulgada al alto y una pulgada y un cuarto al ancho

En mi caso, como la libreta abierta mide 8¼  13¼ debo añadir 1 y 1¼ respectivamente, por lo que mi medida principal de corte será 9¼ x 14½. Hablamos siempre en pulgadas ¿ok?. Ahora ya sabemos la medida de corte de nuestra tela exterior, tela de forro y también del "interface" que usemos, y con esto me refiero a la entretela de refuerzo, de la cual os diré que he probado las siguientes opciones:  
  1. Entretela adhesiva de una cara (de las que usamos para hacer aplicaciones). Me gusta, pero personalmente la prefiero adherida al forro que a la tela de fuera, para que no quede excesivamente rígida, ni se vean arruguitas de ninguna clase. 
  2. Entretela de tela adhesiva de una cara, de la que usamos para bordar. Es la que he utilizado en mi tutorial. La superficie no queda tan rígida, es más suave y ligera. Ojo, también la pego a la tela del forro, como veréis. 
  3. No poner nada: Opción que yo sólo utilizaría sí, como tela exterior, elegís lino o similar, como aquel   algodón más grueso de muchas telas japonesas.  
  4. Guata. Con reservas. Yo no la usaría a menos que sea muy fina, como . Como mucho, la sintética que se pega con la plancha, y ojo si no habrá que dejar algo más de margen de costura. 
Dicho esto, tenemos que cortar la tela para las solapas interiores, dentro de las cuales meteremos nuestra libreta. El alto está claro ¿verdad? Será el mismo que ya hemos visto (medida + 1"). Y en cuanto al ancho, pensar que cada solapa debería medir más o menos una tercera parte de la medida total de la funda, pero esta medida es personalizable. Lo que sí debemos decidir es:
1º.- Si queremos utilizar una tela diferente a la que hemos utilizado para el exterior y para el forro, (sería pues, la tercera tela utilizada)
2º.- Si utilizaremos una única tela doblada o dos telas diferentes. Y ¿por qué ibamos a querer utilizar dos telas diferentes? Porque como este tipo de funda es reversible, si utilizamos dos telas diferentes, el color de las solapas cambiará según ponga la funda de un lado o del otro. Yo he utilizado dos telas diferentes así que he cortado dos trozos de 9¼ por 4 de la tela exterior y lo mismo de la tela del forro. Si hubiera utilizado sólo un color, podría haber cortado dos trozos de 9¼ x 8  y utilizarlas dobladas por la mitad. Si queréis dar rigidez a vuestras solapas, debéis poner entretela. Yo no lo he hecho porque como mi libreta es gordita no lo necesita, pero si la libreta que forráis tiene las tapas blandas, es mejor ponerla.


Resumiendo: Tenemos la tela exterior, la interior, la entretela y las solapas cortadas. Vamos a ver cómo seguimos :). 

En primer lugar pegaremos la entretela al revés de la tela interior, con la plancha y sin vapor. Como la entretela lleva pegamento, mejor protegéis la tabla de planchar y también la plancha. Truqui: Ponéis una sábana vieja encima de la tabla de planchar, a continuación la tela y la entretela (para unirlas entre sí). Doblamos la sábana vieja por encima y entonces planchamos.  Deben quedar las dos piezas bien unidas. 


Si las solapas son de una pieza, saltaros el siguiente paso. Si por el contrario hacéis las solapas de dos telas diferentes, primero tenéis que coserlas entre sí. Para ello las ponemos con los derechos enfrentados y cosemos uno de los lados largos. 



Planchamos con las costuras abiertas.


Giramos del derecho y planchamos muy bien marcando la unión de las dos telas. Debe quedar más o menos así:


Y ahora vamos a montar el sándwich. Primero ponemos la tela exterior con el lado bueno para arriba. 


A continuación ponemos las solapas tal y como muestra la foto siguiente, y ojo, porque hay truqui. Tenéis que poner hacia abajo la cara de las solapas que queráis que se vean cuando tengamos nuestra funda hecha. Es decir, que la tela que veáis al montar el sándwich será la que quede dentro de las solapas. 


A continuación ponemos la tela del forro, con el lado bueno hacia abajo. Muy importante que todo esté bien centrado. 


Fijamos las tres capas con agujas, para asegurarnos que no se nos van a mover las piezas mientras cosemos.


Cosemos todo alrededor, a 1/4", dejando únicamente un hueco en el centro de la parte inferior para poder girar. Yo he dejado sin coser un poco más de dos pulgadas. 

Recortamos un poco las esquinitas y giramos.




Planchamos muy bien y cerramos el agujero que hemos dejado a punto escondido. 


Et voilà. Ya tenemos nuestra fundita lista. 





¿A que es chuli?. Como os decía al principio, yo os explico la técnica básica. Ahora se trata de que vosotras diseñéis vuestras propias fundas haciéndolas de trozos más pequeños, añadiéndoles puntillas, piquillo, aplicaciones, bordados, etiquetas con texto o lo que queráis.

Bueno, pues espero haberos ayudado un poquito. Si hacéis alguna funda guiándoos con mi tutorial me encantaría ver vuestras creaciones.

Un beso y feliz semana. 

Su.

Pd.: por cierto, si os gustan las telas, la exterior pertenece a la colección Collage, de Carrie Bloomston para Windham Fabrics y la interior pertenece a la colección Double Chocolat, de Moda Fabrics

domingo, 19 de enero de 2014

WIP's 2014

¡Hola! ¿Qué tal va el mes de Enero, con su cuesta y todo eso? Yo no me quejo. Poco a poco voy adaptándome a eso de tener mucho menos tiempo para coser, ya sé que de lunes a jueves apenas puedo tocar la máquina, así que aprovecho los ratitos que puedo para coser un poco a mano en el sofá, mientras los niños ven dibujos. Y los fines de semana, cuando Dani sale con la bici, yo aprovecho el tiempo que no estoy cocinando, limpiando o ayudando con los deberes... Lo cierto es que últimamente he estado bastante ocupada en un proyecto secreto del que no os puedo hablar (todavía). El día 11 de Enero, hace una semana, fue un día muy especial, porque este blog cumplió un año y lo celebré de la mejor manera posible: acompañada de unas personas que llegaron a mi vida casi de casualidad y que poco a poco se han convertido en grandes amigas (os quiero chicas). Como digo, no puedo enseñaros ninguna foto de ese día porque aún no puedo desvelar un pequeño secreto en el que estamos trabajando, aunque todo llegará... ;)

Pero como otras cosas sí que os la puedo enseñar, ahí va lo que he ido haciendo: 

Unos relojes monísimos de la muerte (kits en Authen-tic), a un precio excelente y rapidísimos de hacer.



La mano es de mi hija de 5 años, como veis, estos relojes de patchwork son muy versátiles pues valen lo mismo para las niñas que para las mamis.


Una bolsita de la merienda también para mi peque, que la que llevaba era de esas compradas tan feuchas y eso no se podía permitir ;)





Un nuevo bloque de mi sampler, que a paso de tortuga va cogiendo forma... 


Una pelotita de pentágonos para cada uno de mis hijos, muy fáciles de hacer y auténticas scrap burners, jejeje...  los doce lados son diferentes :)


En otro orden de cosas, uno de mis objetivos del año 2014 es empezar a hacer crochet... nada difícil ni complicado, pero sí proyectos sencillos que me animen a aprender de manera autodidacta y a mi ritmo. Y como siempre me han encantado los granny squares, con ellos he empezado. No seáis muy críticas conmigo, que soy novata. 



Y finalmente, justo el pasado viernes, Ana y Mar, enviaron su primer objetivo para el Mistery que acabamos de empezar. Aún no he podido empezar, pero sí puedo enseñaros mi selección de telas para este quilt romántico que, esta vez sí, va a ser para mí... estas maravillosas telas de Lecien llevan mi nombre y apellido escrito en ellas.... 


Espero poder enseñaros mis avances en breve. 

Un besito.

Su 

miércoles, 8 de enero de 2014

Otro monedero The Ghastlies

¡Hola!  ¡¡Feliz Año Nuevo!!

Es miércoles pero me siento igual que un lunes :(

Esta semana os traigo una entrada cortita para enseñaros como mi amor por The Ghastlies no para de crecer: un monedero mediano, con la medida perfecta para meter un paquete de tabaco o un móvil no muy ancho... chuli chuli. Si alguien se encapricha de él que me escriba al mail, que de momento no tiene dueñ@. Además, aviso a navegantes, ya tengo más tela disponible de The Ghastlies, en tres estampados y colores diferentes: en blanco y negro, en mauve (el color que habéis visto hasta ahora) y en gris y negro. Si os gusta algún diseño de los que he publicado hasta ahora, de monederos, fundas de ipad, bolsos o lo que sea, podéis escribirme para solicitar información acerca de los encargos. 

Que tengáis una feliz semana. 

Su






viernes, 3 de enero de 2014

Neceser porta-libreta y conjunto para las labores de lana

¡¡Feliz Año nuevo!!

Cada año para Navidad muchas amigas costureras se hacen regalitos handmade mediante el amigo invisible. Yo no soy una excepción así que recientemente he tenido que coser cositas para amigos invisibles.
   
El primero no sé cómo definirlo, se trata de una especie de portalibreta y estuche todo a la vez. Lo saqué del libro Bobbin Country Stitches, de Els Feteris, que me regalé hacé justo un año y que tiene proyectos country chulísimos. 


A ver si os gusta:


Pero debo admitir que hice algunos cambios para hacer el patrón un poquito más práctico, según mi opinión. 




Las telas son de Anni Downs, ya las conocéis, a excepción de la del bordado, que es una tela beige neutra, perfecta para lucir el bordado.

Y el segundo amigo invisible fue este conjunto para guardar las agujas de punto y la lana. 









Las telas son de Tilda y de Penelope, de Lakehouse. 

Y con esto os dejo hasta dentro de unos días. 

Un besito y que sigáis disfrutando de estos días de Navidad, que pronto se acaban. 

Su